Avisar de contenido inadecuado

Nuevos canales de información

{
}

Nuevos canales de Información.

Con la nuevos códigos binarios, el PC, el teléfono electrónico, el Asistente Digital personal o PDA y la PDI (Pizarra Digital interactiva), nos preguntamos si el papel sigue siendo un soporta privilegiado de información. De hecho hoy Internet es la mayor biblioteca del mundo, una enciclopedia donde podemos encontrar de todo: temas, textos, imágenes, vídeos, audios, animación, artículos, noticias, etc.

Si queremos realizar una búsqueda eficiente de esa ingente cantidad de información es importante tener en cuenta la cantidad de información que los buscadores tienen indexados. Google, por ejemplo, se supone que tiene indexadas unas 1. 000. 000.000. 000 de URL (páginas Webs únicas). Sin embargo se desconoce el número de páginas no indexadas. Hay tanta información que podemos clasificar, consultar o recuperar que es importante conocer qué características tiene este tipo de información.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que se trata de una información interactiva porque permite la relación entre los usuarios y los diferentes sistemas informáticos. Se trata además de una información que puede ser actualizada, modificada, copiada, editada y reutilizada. Su búsqueda es fácil y rápida. Es importante tener en cuenta además que nos encontramos con una información capaz de difundirse a gran escala con un coste económico mínimo y que además permite que sea utilizada por cualquier usuario.

El proceso por el que se ordenan o clasifican los datos se llama indexación, de indexar, que significa no solo hacer índices sino también registrar ordenadamente la información y sus cantidades ingentes de datos. Nos encontramos ante motores de búsqueda o bases de datos que organizan y clasifican esta información de forma distinta de manera que puedan lograr que los usuarios accedan a esa nueva información de forma rápida, efectiva y pertinente. Los elementos indexados suelen ser el autor, el título, la editorial, el año de publicación, la dirección URL, los enlaces y las palabras claves o significativas del título o texto.

En el momento de búsqueda, tendremos en cuenta también que podemos encontrar información no relacionada o poco pertinente, así como, aquella otra información que si bien no aparece en los buscadores es ansiada por el buscador e incluso, una gran cantidad de contenidos basura, con datos redundantes, repetitivos o insignificantes.

Cada sistema de búsqueda presenta sus propios algoritmos o fórmulas matemáticas en el motor de búsqueda. Eso significa que debemos saber dónde hallar la información relevante, la fuente o el contenido. Tengamos en cuenta además que los usuarios valoran la rapidez de acceso al contenido, por lo que si una página tarda en descargarse más de 20 segundos, se la considera lenta y eso significa que no se volverá a consultar. Además debe tenerse en cuenta que los contenidos se actualizan de forma diaria, lo que significa que si no sabemos dónde buscar o qué buscar exactamente el motor de búsqueda puede darnos error. Para evitarlo podemos añadir la fecha al motor de búsqueda. Además, tengamos en cuenta que además de contar con contenido de libre acceso, nos encontramos con otros más específicos y especializados por los que tenemos que pagar si pretendemos acceder a ellos.

 

 

 

{
}
{
}

Deja tu comentario Nuevos canales de información

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre